Quemese despues de leerse, de Cohen 2008

Me gusta el cine de los Coen. Lo encuentro de impecable factura y con un gran sentido del humor. Ahora tenemos BURN AFTER READING anunciada como una franca comedia negra, lo que sí es, pero acaba siendo algo mas que eso. Pero no esperen algo de carcajada, ni lleno de vulgaridades.

Todos los personajes son visiblemente  tontos  y unos, hasta ridículos. El argumento es intencionalmente complicado y en mi opinión, los actores se eligieron con acierto, para encarnar a esos personajes tan absurdos.

En donde la cinta rebasa la mera comedia es en la definición de algunos personajes, en particular los de Frances McDormand y George Clooney, quienes andan en busca de un gran amor y lo quieren encontrar en donde no deben.

Frances interpreta (como siempre, muy bien) a Linda Litzke, una compañera de trabajo de Chad (Brad Pitt) Los dos son instructores de un gimnasio populacherón, llamado HARD BODIES. Ella busca a un galán a través de la INTERNET. La idea que Linda tiene sobre sí misma es pésima: se ve vieja (ya lo está) arrugada, fláccida de brazos y muslos, demasiado nalgona, de pechos chicos y caídos, panzona y con enormes “patas de gallo"  en los ojos.  Va con un cirujano plástico para que “la arregle"  pues “ya llegué hasta donde se puede con este cuerpo tan desvencijado".

El médico le sugiere una serie de operaciones, pero el seguro médico que le da el gimnasio, no las cubre, así es que ella tiene que conseguir el dinero para pagarle al cirujano plástico

Por su parte, Clooney es un tipo casado, que se llama Harry Pfarrer. También busca “ligues"  en INTERNET y parece dispuesto a conocer a quien sea. Por eso, acuerda con Linda verse en un parque y al parecer, se gustan mutuamente. Al rato ya se andan encamando.  En eso, en el gimnasio, un subordinado de Chad, que hace la limpieza, se encuentra un CD de computadora. Chad decide abrirlo en presencia del subordinado, de Linda y del dueño de la franquicia. Tiene mucha información que no entienden, pero les parece que es material secreto, propio de espías.

Los espectadores nos enteramos, al mismo tiempo que los personajes, de que el disco pertenece a Osborne Cox (John Malkovich, con la cabeza rasurada) un analista de la CIA quien acaba de perder su trabajo acusado de alcoholismo (su jefe sólo lo iba a degradar, pero él se “ofendió"  muchísimo y renunció. Su esposa es Katie (Tilda Swinton) una inglesa tiesa y mandona, quien resulta tener amoríos con Harry Pfarrer. Ya podemos intuir la clase de enredos y complicaciones que se desarrollarán entre ese grupito.

Sucede que Linda y Chad quieren chantajear a Osborne a cambio de darle el disco, pero como este no se dobla, no entiende la situación y sólo le da un puñetazo a Chad en la nariz, los dos se van a la embajada Rusa ahí mismo, en Washington, a venderles los supuestos secretos del gobierno gringo (a Linda le urge el dinero para sus operaciones y Chad es un menso que le dice que "" a todo)

Mientras tanto, un agente de la CIA (David Rasche) el ex-jefe de Osborne, se entera del plan de venderles secretos de Estado a los rusos y arma en su cabeza toda una conspiración de espías Corre, muy serio, a informarle a su jefe (J.K. Simmons, quien hace de J. Jonah Jameson en SPIDER-MAN y de el papá en JUNO) El jefe no entiende nada, pero es un cinicote y todo lo quiere resolver matando a gente, desapareciendo los cadáveres y regalando dinero a manos llenas, así es que le ordena proceder a su "jalapies".

El personaje de Malkovich es realmente desagradable, muy agresivo e hipócrita. En verdad piensa que él no es alcohólico (como suele suceder con muchos que sí lo son) porque nunca empieza a tomar antes de las cinco de la tarde (pero va contando los segundos hasta que llega la hora) Usa corbata de moño y es un verdadero misántropo. Ahora, ya está escribiendo sus memorias y las ha puesto en el CD que perdió en el gimnasio (ni cuenta se ha dado, así es que no entiende lo que quiere Chad. Obviamente, no hay secretos de Estado en el material que los dos mensos pretenden venderles a los soviéticos)

Por su parte, George Clooney, actor que suele salir como asombroso galán muy inteligente, con esta cinta completa con los Coen, su “idiot trilogy" , después de O BROTHER, WHERE ART THOU? (2000) e INTOLERABLE CRUELTY (2003) aunque podríamos discutir cual personaje es el máximo zonzo (yo deberé votar por el de Brad Pitt, quien además trae el cabello de “niño fresa a la pompadour"  que hay que ver para creer.

Esta no es una gran cinta profunda de los Coen, pero sí es divertida, a veces hasta triste y está muy bien realizada. Los diálogos suenan bien, pero si uno los escucha con cuidado, concluirá que son puras tonterías, dichas por personas muy bobas. El filme apenas dura 98 minutos y me pareció que se terminaba muy “de repente" , además de que la suerte de varios personajes la conocemos porque alguien la platica, pero nunca la vemos.

Aun así, les recomiendo ver BURN AFTER READING

busqueda

Hemos traducido esta excelente refutación de la serie "Alienigenas Ancestrales" del History Channel.
Esperamos que disfruten el material.

Este es el sitio de Javier Delgado, dedicado a todo lo que me parece interesante.
Disculpen el comercial, pero espero que visiten mi otro sitio web.

Patrocinado por Paralax Multimedia

Paralax Multimedia esta dedicada a la producción audiovisual, en el area de video, animación tradicional y por computadora, producción estereoscópica y a la distribución de material para estereoscopía, como lentes y filtros para 3d.
Ojala nos apoyen visitando y promocionando nuestro sitio principal

http://www.paralax.com.mx
Todo lo relacionado con este sitio, dudas, quejas, comentarios, sugerencias, saludos  o lo que sea su voluntad, comunicarse con  Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
D.R Javier Delgado 2013
Joomla templates by Joomlashine